You are here:   Home Cultural Entrevistas Bruno Portuguez, retratista del alma

Bruno Portuguez, retratista del alma

E-mail Print PDF

Bruno Portuguez, retratista del alma

A propósito de la edición de "Retratos de Viento y Fuego", Tomo II

por Víctor Alvarado

Los retratos del pintor peruano Bruno Portuguez Nolasco han conseguido una proeza pocas veces igualada en el mundo, de traducir pictóricamente no solo la exterioridad de un rostro, sino la espiritualidad de esa expresión física.

De allí el éxito y la acogida de sus trabajos más allá de nuestras fronteras, y el reconocimiento de ser, en su género, uno de las más destacados cultores de esta especialidad en el Perú y en Latinoamérica.

Lo entrevistamos a propósito de la reciente publicación del Tomo II de su obra “Retratos de Viento y de Fuego” con 150 celebrados retratos de personajes del Perú y del mundo, con reseñas del escritor Jorge Luis Roncal y el diseño gráfico de Alberto Escalante, que se añaden a los otros 150 divulgados en el Tomo I.

¿Pintas, antes que el rostro, la mente del personaje?

Más que la mente trato de plasmar el pensamiento o el espíritu de mi personaje. En realidad, en pintura, es lo más difícil. Es un reto para cualquier pintor.

¿Qué requisito debe cumplir tu personaje para ser retratado?

Los que están en mis colecciones de “Retratos de Viento y de Fuego” deben ser necesariamente seres humanos notables, con vocación de servicio al prójimo y que han dedicado su vida y capacidad creativa a engrandecer a la humanidad del Perú y del mundo. Los que no tienen esta cualidad no tienen cabida en mi trabajo.

¿Y en el caso de los personajes que no se conoce sus imágenes, como Túpac Amaru?

No hay imágenes, pero hay evocaciones de ellos hechas por otros artistas y para llegar a vislumbrarlos hay que ir a sus encuentros a través de la investigación histórica y antropológica.

Vallejo y Arguedas

¿Te quedan más personajes por retratar, quiero decir habrán más tomos?

Habrá por lo menos dos o tres tomos más.

¿Tu trabajo es conocido más allá de nuestras fronteras?

Mis trabajos se han expuesto y merecido reconocimientos en México, Nicaragua, Cuba, Brasil, Chile, Francia. Mi “César Vallejo” ha sido reproducido en una estampilla postal emitida por Honduras en homenaje al Perú. En Barcelona (España), una revista internacional de turismo ha difundido mi “José María Arguedas”, con mi referencia biográfica.

¿Solo pintas retratos?

Mi temática es diversa, comprende varios universos, hago murales, también soy un intimista, espacio en el que me autorretrato, pinto mi caballete, mi taller, mi esposa, mis hijos, hasta mi perrito.

Museos

Nárrenos a qué edad descubrió su vocación de pintor

Mis primeros trazos infantiles los hice a los 4 ó 5 años. A los seis años ya tenía cierta habilidad. Cuando cursaba el primero de primaria hice el dibujo de un osito. Mi maestra impresionada por mi trabajo lo mostró a otros profesores. Estaba tan bien hecho, todos lo celebraron. Fue mi primer éxito.

Muchos pintores peruanos han optado por la migración ¿Has pensado en hacerlo?

No está en mis planes migrar, me siento muy enraizado en mi país, hacerlo sería mi muerte artística. Pero sí me gustaría viajar con el fin de conocer los grandes museos y conocer en vivo y en directo las obras de otros cultores del arte pictórico.

Familia

¿Formas parte de una familia de pintores?

Hemos tenido la suerte de juntarnos matrimonialmente dos pintores. Mi esposa es Fanny Palacios, cultora plástica reconocida, sobrina del pintor Francisco Izquierdo y nieta del gran narrador amazónico Francisco Izquierdo Ríos.

¿Cómo podrían nuestros lectores conocer tu trabajo artístico?

Pueden hacerlo accediendo a mi página: o escribiéndome al email: This e-mail address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it

Retrato de Miguel Grau Retrato de César Vallejo
Retrato de Miguel Grau Retrato de César Vallejo

Retratos de Viento y Fuego

En el segundo Tomo de “Retratos de Viento y de Fuego” podemos apreciar las imágenes del Peruano del Milenio, Miguel Grau; del cantor de América, José Santos Chocano; Luis Pardo, el hacendado que se convirtió en el “Robin Hood” peruano; Felipe Pinglo Alva, el inmortal cantor de los humildes; Carlos Germán Belli, una de las voces más altas de la poesía peruana; Manuel Acosta Ojeda, el más alto exponente de la canción popular; y Carlos Ramírez Soto, poeta chiclayano que vivió y murió en olor a poesía, entre otros. La Razón 31 enero 2016